Publicidad

Cuándo entra en vigor el IGC | Índice de Garantía de la Competitividad

La desindexación de la economía parece algo díficil y complejo, pero es muy fácil de entender. A partir del 1 de enero de 2014, los precios dejarán de actualizarse por medio del IPC. El objetivo es eliminar la actualización de los preciossobre una cesta con varios productos que nos tienen relación. Por ejemplo si sube el precio de la gasolina, no tiene porque subir en el pan, ya que no tiene nada que ver. Hay que eliminar el llamado efecto de segunda ronda, que supone un pago de la subida del producto al comprar el propio producto y también una subida del IPC para el resto de productos.

Edificio-INE

El objetivo principal es eliminar la  actualización de los precios anualmente conforme a un IPC de una cesta de productos que no tiene relación con muchos bienes que eran gravados con este índice. Por ejemplo, si el precio de los productos lácteos y el calzado sube  haría subir el IPC, y ello propiciaba un incremento del precio, por ejemplo, del transporte.

Cuando la nueva ley esté vigente, comenzará a ganar protagonismo el Índice de Garantía de la Competitividad (IGC), se aplicará en los contratos entre privados que voluntariamente lo decidan y en aquellos que habiendo pactado la  indexación decidan la otra.

En los contratos del sector público y privado el nuevo índice tendrá en cuenta el diferencial de inflación de España con la zona euro, que será corregido con la pérdida de competitividad acumulada desde la entrada en el euro (el deterioro acumulado del diferencial). El uso de este nuevo índice se acabará aplicando también el sector privado, puesto que algunos sectores económicos tienden a actualizar sus precios en función de la inflación. Este sería el caso de los contratos de arrendamiento, en los que se suele incluir una cláusula para actualizar el precio del alquiler año a año teniendo en cuenta la evolución del IPC.

EUROS

En el próximo año, se estima un ahorro de 350 millones, teniendo en cuenta que acabemos el año con una inflación del 1%. En caso de un shock positivo por un aumento de demanda, el empleo podría crecer un 1,05% más con esta nueva medida.

Quizás te interesa:

Publicidad